:.   Inicio > Terapia Psicológica > Terapia para Ansiedad y Ataques de Pánico

Terapia para Ansiedad y Ataques de Pánico


La ansiedad, o angustia, es una de las reacciones humanas más frecuentes en nuestros días, debido especialmente a los factores ambientales de nuestra sociedad actual cargada de competitividad e inseguridad. La más común las ansiedades, la ansiedad desadaptativa, produce una preocupación excesiva, difícil de controlar. La ansiedad no siempre es desadaptativa o sinónimo de trastorno o patología, sino que en principio es una respuesta necesaria de activación hacia el entorno, pero si esta respuesta no está en consonancia con las circunstancias o no contribuye a mejorar el bienestar de la persona entonces puede convertirse en patológica. Si la ansiedad es tan grave que imposibilita la persona para realizar las tareas u obligaciones cotidianas, y por eso se siente tan débil que recurre a familiares o amigos para poder gestionar su vida, entonces es el momento de recurrir a un especialista en psicoterapia para que le ayude.

El ataque de pánico es la manifestación más grave y alarmante en la escala de los estados de ansiedad / angustia. Es un estado de ansiedad que se manifiesta con tanta fuerza y virulencia que la persona que la padece tiene una sensación de despersonalización y de irrealidad, como si no se reconociera en su propio cuerpo o como si todo lo que le está pasando fuera irreal.

Algunos de los síntomas que acompañan la ansiedad son:
  • Trastornos del sueño.
  • Insatisfacción y frustración ante la vida y ante uno mismo.
  • Sentimiento de angustia y desesperación.
  • Sentimiento de alarma constante.
  • Dificultad de concentración y memoria mermada.
  • Cansancio y debilidad.
  • Sensación de vértigo o mareos.
  • Excesiva e injustificada sudoración.
  • Arritmias o taquicardias sin motivo aparente.
  • Sensación de ahogo por no poder respirar.

Por ello, la persona con estos síntomas relacionados con la ansiedad tiende a cambiar sus hábitos sociales:
  • Se aísla por no enfrentarse al problema.
  • Crece la desconfianza hacia los demás y hacia sí mismo.
  • Como tiene menor concentración, tiende a cometer errores y se culpa por ello, generando una actitud hipercrítica.
  • Por todo ello, aumenta el consumo de tabaco, alcohol, comida, etc, para compensar el estado de ansiedad y angustia en el que vive.

Tipos de Ansiedad




Las clasificaciones más habituales incluyen los siguientes tipos de ansiedad / angustia.
  • Trastorno de ansiedad generalizada (TAG).
  • Trastorno de pánico sin agorafobia.
  • Trastorno de pánico con agorafobia.
  • Trastorno por estrés agudo.
  • Trastorno de ansiedad social o fobia social.
  • Trastorno fóbico.
  • Trastorno de ansiedad debido a enfermedad médica.
  • Trastorno de ansiedad producido por el consumo de sustancias.
  • Trastorno de ansiedad no especificado.

Además algunas otras clasificaciones también incluyen como ansiedad a:
  • Trastorno obsesivo-compulsivo (TOC). (+ info)
  • Trastorno por estrés postraumático (TEPT).
  • Fobia social (o trastorno de ansiedad social). (+ info)
  • Fobias específicas. (+ info)